George Clooney cree que “duele cumplir cuarenta y siete años”

Recién cumplidos los cuarenta y siente años, el actor estadounidense George Clooney confiesa que “duele” tener esa edad, aunque asegura, que todavía le queda mucho por hacer como actor, director o en su labor solidaria como embajador humanitario en África para diversas organizaciones.

En una entrevista que publica hoy la edición en español de la revista “Hola”, y realizada por Isabel Preysler, ex esposa del cantante Julio Iglesias y uno de los personajes más relevantes de la prensa rosa en España, Clooney recuerda sus inicios como actor, comenta su presente y descubre algunos de sus planes de futuro.

Una semana después de cumplir cuarenta y siete años, el intérprete de “Urgencias“, la serie de televisión con la que saltó a la fama en los años 90, asegura que está “sorprendido” con sus logros, pero “no satisfecho“.

He tenido más éxito del que nunca pensé, así que he ganado, pero no me parece que haya sido increíble. No me siento satisfecho. Siento que aún me queda mucho por hacer”, dice.

Ganador de un Oscar en 2005 por su papel en “Syriana”, confiesa que no cree que haya más y afirma que se encuentra centrado en su faceta como director, de la que asegura sentirse satisfecho aunque reconoce que hasta el momento “no ha ido muy bien”.

El actor se refiere a la película “Leatherheads”, en la que, además de dirigir, comparte cartel con la actriz Renée Zellweger, de quien es amigo “hace unos doce años” y con quién estaba deseando trabajar.

“Ha sido una especie de fracaso en Estados Unidos, pero he hecho la película que quería hacer, y se recuperará el dinero”, explica.

Con el Pacífico de fondo, Clooney profundiza en las páginas centrales de “Hola” en su trabajo como mensajero de la paz de la ONU, con la que colabora en las tareas humanitarias que la organización lleva a cabo en lugares como Darfur, Congo y Chad.

Soy firme partidario de la ONU, pero también soy su mayor crítico, porque tiene una responsabilidad con el Consejo de Seguridad de conseguir ayuda, y a veces no lo hace”, recuerda.

El protagonista de “Ocean’s 11” recuerda el viaje que realizó a principios de 2006 con su padre, periodista de informativos, a Darfur, en Sudán, para rodar un reportaje sobre la situación que estaba viviendo la población.

Tuve una malaria de las fuertes. Llegué a perder 8 kilos. Esa experiencia me hizo pensar en los millones de personas que mueren todos los años porque no tienen medicinas”, afirma.

Antes de concluir la entrevista y disfrutar de una velada organizada por la modelo Cindy Crawford y su marido, el empresario Rande Gerber en su casa de Malibú, el actor tiene palabras de cariño para sus familia y sus amigos, a quienes considera “su mayor triunfo”.

Anuncios

Etiquetas: ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: